Villa San Ignacio | Hotel near San Jose and Alajuela | Costa Rica
Admire a Kill Billed Toucan at Hotel Villa San Ignacio

Avistando Aves ¿Solo o en Grupo?

Admire al tucán arcoiris en el Hotel Villa San Ignacio
Admirar al Tucan arcoiris (Ramhastossulfuratus) es una buena manera de despertar el interés para conocer más aves. Increíblemente, podemos ver a esta exótica ave en Villa San Ignacio!

El avistamiento de aves es una misión que tiende a ser una motivación personal. Aun cuando conozcamos a alguien que quiere mostrarnos alguna ave, que quiere enseñarnos qué hace, el descubrimiento de aves lo hacemos por nuestra propia cuenta. Este amigo o amiga con amplio conocimiento de aves nos podría enseñar una garceta en unos binoculares, un águila sobrevolando, o conocer sobre pinzones en un comedero, pero el aprender más sobre ellos, y el estar más interesados en las aves es una decisión que cada persona hace por si mismo.

Cuando vemos alguna de estas aves en nuestros jardines, y empezamos a intrigarnos por sus nombres, a notar las diferencias entre pájaros carpinteros, trepadores y palomas, nos aventuramos a conocer más, y casi sin darnos cuenta, nos convertimos en pajareros. Cómo solo se necesitan binoculares, aves, y el deseo de observarlas, es fácil el empezar a avistar aves como un pasatiempo a solas. No se necesita observar aves junto a otras personas, no hay que formar parte de un grupo o tomar un curso para certificarse. No importa dónde se viva, las aves están ahí afuera listas para ser descubiertas. Si usted está haciendo avistamiento de aves en Costa Rica, eso significa una gran cantidad de aves, increíblemente más de 900 especies para ser exactos.

Sin embargo, hay mucho por decir sobre el hacer avistamiento de aves en grupo, ya que hay buenas razones para ir a pajarear con otras personas. A como sucede en cualquier excelente sitio para avistar aves, en el Hotel Villa San Ignacio, el avistamiento es productivo tanto a solas como en un formato de grupo. Estos son algunos de los pros y contras:

Pajarear a solas depende de cuándo usted sienta ganas

¿Pajareando solo? ¡No hay problema! Usted puede iniciar y terminar cuando usted lo desee, puede ver las aves que usted quiera, y solo debe concentrarse en su paz y tranquilidad. Naturalmente, al hacerlo a solas usted no tiene que ajustarse a pajarear con nadie más. Usted puede salir y estar afuera tanto cómo usted guste, y si el momento llama para tomarse una Margarita, hay un bartender profesional esperándole para ese momento en Pandora. Al estar en los senderos, no hay nadie con quién hablar, pero todos podemos usar un momento de meditación de vez en cuando. De todos modos, usted puede hacer amigos al visitar el bar.

Forzado a poner más atención

Cuando salimos a ver aves a solas, y tenemos que depender de nosotros mismos, es su responsabilidad el poner atención al observar al ave en particular, y el tomar notas mentales para poder identificar a ese mosquero desconocido. Entre más queremos identificar, nos tenemos que forzar a poner más atención, a enfocarse más en la búsqueda y en descubrir qué tipo de ave vimos. Es como una búsqueda de tesoro personal, y algunos de nosotros disfrutamos de ese reto pero si usted se siente mejor al pajarear con alguien que conocer mejor a esas aves, tiene a disposición el poder contratar a un guía local con amplia experiencia.

Pajarear en grupo es más dinámico

Pajarear en grupo puede ser que dependa de una agenda establecida, pero en general, al buscar aves, entre más ojos se tengan, es mejor. Quizás no tanto en los confines de un bosque tropical pero si es en el área de voleyball del Hotel Villa San Ignacio, el avistar aves en grupo funciona muy bien. Alguno con la vista en los árboles más altos en la parte posterior de los senderos podría ver un tucán, mientras que otro con la vista por los árboles de la tapia puede apreciar un Colibrí Pochotero. Aún cuando un guía puede hacerlo mejor, al estar en grupo, hay más personas que pueden ayudar a los otros pajareros a identificar mas aves, y más personas para compartir experiencia (¡lo cual se puede hacer mejor en el Happy Hour con bebidas en Pandora!).

No hay nada como compartir aves en ambientes hermosos

Quizás la mejor ventaja de avistar aves en grupo es tener la oportunidad de compartir una única y rica experiencia en un ambiente hermoso. El grupo no debe ser necesariamente grande, ya que algunas de las mejores experiencias de avistamiento de aves suceden junto a tres o cuatro amigos.

Jardines en el Hotel Villa San Ignacio, Alajuela, Costa Rica
Algunos de los ambientes hermosos en el Hotel Villa San Ignacio

En el Hotel Villa San Ignacio, lo bueno de avistar aves es que no importa cómo se quiera hacer, siempre hay bastante por ver, algunas veces ocurre justo al lado de la piscina.

Blog por Patrick O’Donnell.
Patrick O’Donnell inició sus avistamientos de aves a la edad de 7 años en Niagara Falls, NY. Biólogo de profesión, Patrick ha trabajado en numerosos proyectos relacionados con aves y ha sido guía pajarero en Ecuador, Perú y Costa Rica. Patrick vive en Costa Rica desde el 2007 y cuando no está en el campo avistando aves, escribe sobre aves, viajes y turismo, entre otros temas.

> Reserve su viaje solo o en grupo para avistar aves en Costa Rica en el Hotel Villa San Ignacio